Hacia un judaísmo postdenominacional: conferencia de Andy Faur

Andy Faur, quien estuvo a cargo de esta ponencia, es un sociólogo de origen argentino que ha radicado en Israel por más de 24 años. Se dedica a la educación y es un experto en nuestra cultura. Sus alumnos, nos comenta, lo llaman “Andy Terminator”, pues se dedica a romper mitos de cualquier índole.

La interesante conferencia que nos ha ofrecido en el marco de la Primera Semana Académica emana de las últimas tendencias de la vida judía, que justamente están dirigidas a trascender las denominaciones a las que está sometida nuestra comunidad; es decir, las últimas revoluciones internas del judaísmo, según Andy Faur, superan la tradicional clasificación de judíos ortodoxos, laicos y reformistas.

Para hablar de su punto, se fue atrás en la historia. Todo comenzó a finales de los 80 e inicios de los 90. Por ejemplo, el Batei Midrash abrió, por esos tiempos, sus puertas a mujeres y a judíos no ortodoxos. Algo similar pasó con el Batei Tfila y con el Tikun Leil Shavuot, obteniendo un nuevo auge. Éste fue el comienzo de una movida interesante fuera de los marcos denominacionales.

En 1995, con el asesinato de Isaac Rabin a manos de un fundamentalista judío, fue un punto de inflexión en este movimiento que se ha llamado Renacimiento judío, ya que miembros de la comunidad decidieron que ése no era el Israel con el que soñaban. De modo que, ante la polarización causada por este evento, comenzaron a surgir nuevos grupos que, entre otras cosas, tenían el objetivo de tender puentes entre la sección ortodoxa y la liberal.

En este marco nacieron grupos notables cuyo proceder no puede pasarse por alto. Bat Kol, para empezar, es un grupo de lesbianas judías religiosas que tratan de defender su preferencia sexual con las Escrituras. Camoja, Hod y Jevruta son grupos de hombres homosexuales en Jerusalén que muestran abiertamente sus preferencias y profesan valores de inclusión. Ieshivot es una organización que procura el estudio de los Textos con un enfoque no religioso. Limmud, por su parte, se encarga de la difusión amigable de la cultura judía fuera de Israel. Kolej es la agrupación de las mujeres ortodoxas feministas, que buscan el lugar de la mujer en las instituciones de nuestra religión. Shira Jadasha, la ortodoxa igualitaria, busca infundir los valores de la igualdad en la comunidad evitando la exclusión de cualquiera de sus miembros. Majón Pardes promueve el ordenamiento de mujeres rabinas ortodoxas. Beit Tfilá Israelí, por último, es el abanderado del reformismo israelí, que busca pacíficamente cambiar para bien los fundamentos de nuestra fe.

Con detalladas explicaciones y fecundas digresiones, Andy Faur nos habló de las características de estos grupos (cabe mencionar que no son los únicos) que buscan que la judía no sea una comunidad apartada de su tiempo. El mundo está cambiando y nosotros no podemos quedarnos inmóviles.

Con actividades como ésta, la Universidad Hebraica refrenda su convicción de que mantenerse a la vanguardia y estar al tanto de los últimos sucesos nos garantizarán un lugar en el mundo. ¡Felicidades por tan completa ponencia!

 

¿Te interesan estos temas?

Te invitamos a conocer más sobre nuestros programas en Estudios Judaicos

 

Deja un comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos requeridos están marcados *